La Solemne Procesión de la Virgen del Carmen Coronada culmina los cultos celebrados en su honor

La Solemne Procesión a la Santísima Virgen del Carmen Coronada volvió a celebrarse en el día del Carmen, fecha a la que regresó en el año 2015, destacando este año por  los importantes estrenos que se presentaban en el paso de la Virgen. El más importante es sin duda la recuperación de los bordados de la antigua capa de salida de 1891, pasándose a un nuevo tisú de plata y volviéndose al diseño original. También se estrenaron los dos faroles traseros del paso de la Virgen realizados en plata de ley por el orfebre sevillano Jesús Domínguez.  El paso de la Virgen también presentaba el nuevo relicario que la Hermandad del Nazareno regaló con motivo del acto de hermanamiento que tuvo lugar semanas atrás.

La Alcaldesa de la Ciudad Patricia Cavada participó en el cortejo procesional acompañada de varios miembros de la corporación municipal en el tramo comprendido desde la Iglesia del Carmen hasta la Alameda Moreno de Guerra.

El paso de la Patrona lucía con flores de diferentes tonalidades de color rosa, siendo exornado por el equipo de Yoyo Forero.

La cuadrilla de D. José González García es la que desde 2015 tiene la tarea de portar el paso de la Santísima Virgen del Carmen, con una carga que se caracteriza por la suavidad en la forma de andar y mecer el paso.

En cuanto a la música que acompaña a la Virgen, es la Asociación Cultural Maestro Agripino Lozano (antigua Cruz Roja), dirigida por D. Enrique Busto, la que interpreta un exquisito repertorio, que superó a la treintena de marchas. Se pudieron escuchar Reina Carmelitana (R. Márquez Galindo), La Virgen del Carmen (C. Pérez Monllor), Santa María de la Paz (Beigbeder), Quién te vio y no te recuerda (David Hurtado), Nuestra Señora de Guadalupe (Antonio Pantión), A la tierra de mis amores (A. Moreno Pozo), Virgen de la Palma (M- Marvizón), Azul y Plata (M. Marvizón), La Pilarica (J. Texidor), etc.  La subida de la calle Carmen fue uno de los principales puntos del recorrido, ya que se encontraba totalmente engalanada y con alfombras de sal realizada por jóvenes de los diferentes grupos jóvenes de otras hermandades. La Banda Agripino Lozano interpretó Siempre la Esperanza, Encarnación Coronada, La Esperanza de Triana, Santa María de la Paz y Coronación de la Macarena para este destacado tramo del recorrido. Para la marcha La Esperanza de Triana de Manuel López Farfán, se contó con la actuación del violinista D. Guillermo Luis Moreno Cordero en el solo de la misma.

La Virgen entró en su Iglesia en torno a las doce y media de la noche con el canto de la Salve Marinera y el Himno Nacional.